Por qué no se debería hablar a primera hora de la mañana

– Hoy te puedo acercar a la Castellana si quieres, que no habrá mucho atasco.
– ¡Gracias, Papá! ¿A qué altura puedes dejarme?
– A la altura del suelo.
– Gracias Papi.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: